La llegada del COVID-19 ha traído consigo una lista larga de situaciones complicadas para todos: el cierre temporal de numerosas empresas y pequeños negocios, el Estado de Alarma que nos tiene a todos en casa… También hemos visto la caída de las bolsas, la deuda de muchos países y la incertidumbre de qué va a pasar con nuestro dinero. La combinación de todo esto ha obligado a los bancos centrales a tomar medidas excepcionales.

Por esta razón, Mario Díaz, director de Negocio y Comunicación de Imantia, lideró el primer #ImantiaWebinar respondiendo a las dudas sobre la situación de los mercados financieros. “Aunque no sabíamos que esto podía pasar, lo que sí sabíamos es que teníamos que protegeros, ya que es la marca de la casa”, explicó. 

Con respecto a la evolución de los fondos de Imantia, Díaz explicó que Imantia Futuro pierde en torno un 8% menos que el Ibex 35. En el caso de Imantia Futuro Healthy, pierde la mitad que el índice. “Evidentemente, al ser fondos de renta variable, los rendimientos no son positivos, pero el no haber perdido un 40% de tu dinero y tener una minusvalía con capacidad de recuperación, es importante”.

Estas fueron tres de las preguntas que más se repitieron durante la semana:

¿Cuál es el suelo del IBEX-35?

En una economía que parece paralizada y con constantes expedientes de salida de trabajadores, debemos recordar que estos expedientes son temporales y que la economía es cíclica. Todo lo que va, viene.

Las medidas del Banco Central europeo para dar liquidez y tranquilidad a los mercados y las que ha puesto en marcha el Gobierno de España para favorecer las ayudas a empresas y a particulares están ayudando a frenar las caídas de las bolsas.

No tenemos una bola de cristal para adivinar cuál será el mínimo del Ibex 35, pero el nivel de 6.000 puntos parece estar cerca. 

¿Debo frenar mis inversiones?

Si tu pregunta es esta, no podemos darte una respuesta. La decisión es tuya. No obstante, tal y como explicó Díaz en el webinar, “siempre es buen momento para invertir y hacerlo de forma regular. Muchos pocos hacen un mucho”. Esa es la idea. “Si vas añadiendo poco a poco una pequeña aportación, conseguirás tener, de media, el mejor precio de mercado”. 

¿Se puede sacar algo positivo de todo esto?

En Imantia queremos transmitir dos mensajes, uno de tranquilidad, porque al final, dentro de lo que está pasando, estamos dentro de los límites del terreno de juego.

Los paquetes de ayuda a la economía es algo nunca visto con tal intensidad y a nivel global tiene que tener un efecto muy positivo. Lo importante es, una vez determinada la enfermedad, tener el remedio. Ojalá tengamos una vacuna para el coronavirus mañana y este problema termine. Ojalá, pero lo que sí están haciendo las autoridades fiscales, monetarias, de los gobiernos, los bancos centrales, es poner todo lo que tienen para que esto no se convierta en una pandemia económica. No se ha producido y seguramente no se produzca. Creo que este esfuerzo nos puede llevar a una recuperación sea más rápida y más potente.