La jornada del miércoles estuvo marcada por el crecimiento de la tensión comercial entre China y Estados Unidos, provocando movimientos bajistas en la mayoría de bolsas. Donald Trump extendió el bloqueo a Huawei hasta mayo de 2021, y varios congresistas americanos han hablado sobre la posibilidad de demandar a China por la paralización económica derivada del virus.

También en Estados Unidos, la Fed no descarta aumentar el valor de su programa de compras, y pide a los políticos nuevas medidas de estímulo fiscal en la economía. Además, hoy conoceremos los datos de desempleo semanales en el país, donde se esperan 2,5 millones de nuevas peticiones.

En Europa, el BCE estima que lo peor de la crisis en materia de contracción ya ha pasado. Las previsiones de la institución contemplan una recuperación total de la economía en 2022. Mientras, el Banco de Inglaterra ha anunciado que incrementará su programa de compras.

Renta Variable

El crecimiento de la tensión comercial entre China y Estados Unidos y, sobre todo, la alerta de la Fed afectaron directamente a las bolsas americanas, con caídas generalizadas en todos los sectores. Así, el S&P500 perdió un 1,75% en la sesión de ayer, mientras que el Nasdaq cerraba con una caída del 1,55%.

En Europa, el Eurostoxx terminó la sesión con un -2,52%, algo más que el Ibex, que perdía un 1,94%. Los sectores cíclicos fueron los que peor se comportaron, como el turismo, autos o aerolíneas. Por su parte, la madrugada asiática ha dejado caídas generalizadas en todos los países, motivadas por el miedo a un rebrote de la pandemia tras el cierre de dos ciudades chinas con nuevos casos.

Renta Fija

El miércoles dejó buen comportamiento en las curvas periféricas europeas, especialmente en Italia. Por su parte, la jornada fue negativa en el apartado de crédito, afectado por el comportamiento de las bolsas y eclipsado por los mercados primarios, con ampliaciones en todo tipo de activos.