Un viernes más, repasamos la semana económica, esta vez marcada por el avance de las bolsas en la recuperación y los datos de desempleo del mes de mayo. Las desescaladas siguen progresando y las curvas de contagio siguen reduciéndose poco a poco, mientras los mercados consolidan la recuperación. En España, el Congreso ha aprobado esta semana la última prórroga del estado de alarma, que finalizaría el 21 de junio.

Durante los últimos días hemos conocido los datos de desempleo en las principales economías mundiales, con señales de ralentización en la pérdida de trabajos. Así, en España el paro registró 26.573 nuevas personas durante el mes de mayo, unas cifras aún altas. No obstante, la Seguridad Social registró alrededor de 185.000 nuevos afiliados, lo que muestra una mejoría en la tendencia de reducción de empleo.

En Estados Unidos, la semana económica concluye con grandes tensiones, tanto internas -debido a las protestas raciales que han generado disturbios en varias zonas del país- como externas, con la guerra comercial con China como escenario principal, aunque los indicadores muestran cierta recuperación. Las peticiones de desempleo siguen descendiendo esta semana, alcanzando los 1,8 millones. Además, la Fed pondrá en marcha un nuevo programa para inyectar hasta un billón de dólares en la economía a partir del mes de julio.

Por su parte, el BCE ha dado un paso más en su plan para la recuperación de los mercados, anunciando una ampliación de su programa de compra de deuda, que alcanzará los 1,35 billones de euros hasta, al menos, mediados de 2021. No obstante, la presidenta de la institución Christine Lagarde, ha querido tranquilizar a los mercados explicando que las inyecciones de capital podrían prolongarse hasta que la crisis sanitaria haya llegado a su fin.

Renta Variable

Las revueltas callejeras y la tensión comercial en Estados Unidos parecen no haber afectado a las bolsas americanas, que recuperaban esta semana niveles de principios de marzo. Así, aunque el S&P500 cerró ayer con una caída del 0,34%, acumula un crecimiento del 2,23% en la última semana. Por su parte, el Nasdaq finalizó la sesión del jueves con un -0,69%, y suma un crecimiento del 1,33% en los últimos siete días. Por sectores, los que mejor lo han hecho han sido algunos cíclicos, como industriales, financieros, energía o aerolíneas.

En Europa, el Eurostoxx acumula dos semanas con resultados muy positivos. En concreto, el índice concluyó la jornada de ayer prácticamente plano, y alcanza un crecimiento del 8,26% desde la semana pasada. Mirando a España, el Ibex-35 también ha mostrado buen tono, a pesar de dejarse un 0,78% el jueves, y acumula un +8,55% en la última semana.

Renta Fija

Semana positiva en los mercados de renta fija, con repuntes tanto en el bund alemán como en la periferia, por lo que no se aprecian estrechamientos abultados. La ampliación del paquete de compras del BCE ha beneficiado a las curvas de las economías más afectadas por la pandemia, sobre todo en Italia.

En el caso del crédito, la semana deja una subida generalizada, con estrechamientos de hasta 13 puntos básicos en el cross over y buen comportamiento de los activos high yield y cíclicos. Además, las entradas de capital en investment grade siguen creciendo, con cifras positivas en lo que llevamos de año.