La semana económica muestra cómo los mercados avanzan hacia la normalidad, gracias en parte a las medidas de estímulo tomadas por bancos centrales y gobiernos. A pesar de ello, el alto riesgo de rebrotes sigue existiendo, de forma especial en Estados Unidos y Sudamérica, en países como Brasil o México. En este sentido, la desconexión entre los mercados financieros y la economía real parece no haberse corregido por completo.

En España, la semana ha estado marcada por los datos de desempleo del mes de junio. El paro subió el mes pasado en 5.107 personas, las peores cifras desde 2008. Sin embargo, el Ministerio de Trabajo ha valorado el dato como una muestra de la ralentización en la pérdida de puestos de trabajo iniciada con la crisis del coronavirus. En Europa, los políticos alemanes se han unido para apoyar el plan de ayudas del BCE, desmarcándose así de las decisiones de sus tribunales.

Mirando a Estados Unidos, la semana deja 1,4 millones de demandas de desempleo, ligeramente por encima de las 1,3 millones que se esperaban. Por otro lado, el Gobierno americano acordó durante la jornada de ayer la concesión de un nuevo préstamo para las aerolíneas que permita a estas empresas recuperar su actividad. Todo ello ha propiciado la bajada de la volatilidad, que recupera cifras precrisis tanto en Estados Unidos como en Europa.

En materias primas, la semana se ha desarrollado con buenos datos tanto en el caso del oro como en el del petróleo. Así, el West Texas crece un 4,36% esta semana, mientras que el Brent acumula un crecimiento del 4,10%.

Renta Variable

La semana en la bolsa americana también ha sido bastante positiva. El S&P500 cerró la sesión del jueves con un crecimiento del 0,45%, y acumula un +4,02% en la semana. Por su parte, el Nasdaq ha alcanzado esta semana sus máximos históricos, alrededor de los 10.200 puntos, y acumula un crecimiento semanal del 4,62%. Por sectores, materiales fue de los que mejor se comportó en la sesión del jueves, mientras que inmobiliario y comunicación fueron los peores.

En Europa, el Eurostoxx terminó ayer con un dato de crecimiento muy positivo, 2,84%, y acumula un +3,70% esta semana. En España, el Ibex-35 también se ha comportado bien en el cierre de la semana. Ha crecido un 3,75% durante la sesión del jueves y acumula un +3,96% en los últimos días. Sectorialmente, bancos, autos y químicas han sido los que mejor se han comportado.

Renta Fija

Buen comportamiento en la periferia durante toda la semana con estrechamientos en casi todas las curvas. Esto muestra cómo los mercados avanzan hacia la normalidad a pesar de algunos indicadores macroeconómicos.

Con respecto al crédito, el apetito inversor parece haberse reactivado con respecto a la semana pasada, con buenos datos sobre todo para el sector de financieros.