Imantia, y Onyze, plataforma española de custodia de criptoactivos, hemos sido seleccionados en la II edición del Sandbox. Entramos a formar parte del espacio controlado de pruebas del Gobierno de España para probar proyectos tecnológicos en el ámbito financiero.

La iniciativa Imantia – Onyze, una de las 4 elegidas en esta II edición, consiste en crear el primer fondo de finanzas descentralizadas (DeFi) de préstamos.

Concretamente, la política del fondo será invertir en el mercado de préstamos descentralizados a través de las stablecoins. Esta clase de activo minimiza la volatilidad de los activos digitales al ligar su valor al dólar.

El objetivo de rentabilidad del fondo será el tipo de interés generado en el mercado de préstamos de stablecoins. Este se sitúa actualmente entre el 5% y el 10%, muy lejos de los tipos negativos existentes en el mercado convencional.

Mario Díaz, Director de Negocio de Imantia, señala que “queremos que la criptoeconomía sea accesible a los inversores, porque es un mercado con un gran potencial. Los primeros activos digitales (como el bitcoin) ya están consolidados y hay un gran recorrido para el desarrollo de servicios financieros a través de Blockchain”.

La propuesta de Imantia – Onyze es entrar en el mercado desde el lado más estable. No se trata de invertir en el valor directo de las cripto, sino con el valor del préstamo y de la utilidad.

También te puede interesar:

Más ágil, más seguro… Así será el sandbox fintech español