Si te jubilases mañana, ¿a qué dedicarías tus días? Si la respuesta es no lo sé, deberías replantearte tu cuaderno de aspiraciones y sueños. La jubilación ya no es una etapa en la que sentarte a ver la televisión todo el día, sino es el momento perfecto para hacer realidad todo lo que llevas años posponiendo. Jubilarte significa no dar explicaciones ni sentirte culpable, ahora todo tu tiempo es tuyo -por fin-.

Es muy probable que al leer esto te queden varios años hasta llegar a ese momento, pero si miras hacia atrás hace nada estabas dando tus primeros pasos profesionales. El tiempo pasa volando. En menos de lo que crees estarás recogiendo tus cosas de la oficina para no volver nunca más. De repente, tendrás días y días libres sin horarios ni miles de tareas por delante. Para que esa situación no resulte agobiante ni frustrante es importante que planees hoy en qué quieres invertir tu tiempo libre mañana.

Si quieres dedicar tu jubilación a viajar, vivir cerca del mar o jugar al golf, tendrás que organizar tus ahorros y saber cómo puedes planificar tus gastos para hacer realidad esos sueños. Acuérdate del refrán de «hombre prevenido vale por dos». Hazle caso a la sabiduría popular y organízate ahora para ser libre después.

Un trabajador organizado, un jubilado feliz

Para que seas capaz de calcular ese gasto que te espera en el futuro te traemos diferentes escenarios para tu jubilación y su coste:

Si te vas a la playa lo suyo es que te lleves un bañador (30€) y una crema solar (10€) . Y, ya que en la playa la vida se disfruta mucho más, aprovecha para comprarte un flotador (10€) en el que puedas estar mientras te tomas un mojito bien frío. Claro, todo esto en el apartamento que has alquilado en Tarifa (110€ la noche).

Si eres alguien que disfruta más en la montaña, equipate bien para las largas caminatas que harás explorando la naturaleza. Es importante que vayas con unas buenas botas (70€) y con ropa acorde a tu nivel de aventura (50€). Al final del día podrás relajarte viendo una peli frente a la chimenea en la nueva cabaña que te compraste hace tiempo con tus ahorros.

Si optas por una jubilación más cultural y ver las obras de arte más bellas del mundo, lo primero es que averigües cuáles se están leyendo La historia del arte de E. H. Gombrich (38€). Luego, empieza a reservar tus vuelos a Roma (130€), Paris (200€), Londres (150€), y Nueva York (550€) con sus respectivos hoteles (100€ la noche) y entradas a museos (20€ cada uno). Como estarás viajando a diferentes lugares, es importante que te descargues aplicaciones para aprender un poco ese idioma y saber el cambio de divisa. 

Si prefieres hacer un viaje con tus nietos a Disney, hazlo pero al de Orlando (600€ p/persona). Ya que vais regálales la experiencia completa, reservando uno de los hoteles dentro del parque (200€ la noche). Y a esto sumale otras cosas. Las entradas a los parques (100€ p/persona), las orejitas de Mickey y Minnie Mouse (30€ por cabeza) o las camisas iguales (30€ cada una) para sacarse una foto frente al Castillo de Cenicienta.

Para todo esto es indispensable que ahorres desde hoy. Empieza a hacer tu plan de jubilación para que el día que salgas del ámbito laboral puedas realizar alguna de estas opciones. La buena noticia es que nunca es tarde para empezar a hacerlo. Recorta gastos innecesarios e invierte tu dinero para alcanzar esta meta más rápido.